“Tenemos un país rico pero esa riqueza no está repartida equitativamente”

rolo4“Llegan para dar y llevan”, “Algo se va de luz”, “Polcarera de los lobos”, “Conexión”, “Así nomás”, son de los muchísimos temas popularizados por Ángel Rolando Chaparro Benítez (Asunción, Paraguay, 2 de agosto de 1965).

Quizás te interese la fotografía, quizás, también, tengas alguna que otra inclinación por la actuación, aunque me consta que fuiste actor invitado en “La Chuchi”, serie de televisión realizada y producida por ese dúo de genios que es Tana Schembori y Juan Carlos Maneglia. ¿Por qué la guitarra?

Siempre me interesó la música. De niño quise ser músico, y a los 9 años decidí que la guitarra sería mi instrumento. Estudié con Rudy Heyn, con Kuky Rey, también con Carlos Schvartzman, que fue mi profesor durante 4 años. Pero una mis primeras apariciones en público, una de mis primeras interpretaciones de una canción de rock en público, sucedió cuando yo tenía 12 años, o sea, en 1977, junto a Cachito Verdecchia, en un acto por el Día del Maestro en la escuela, en mi querida escuela República de Perú, en Sajonia. Tocamos una canción de Los Beatles, y creo, si mi memoria no me falla, porque han pasado más de 38 años así que me disculpas si caigo en un olvido, que fue “Oh my love”, canción escrita por Yoko Ono y John Lennon.rolo1

Los habrán tildado de locos. Porque unos niños de 12 años, tocando a los Beatles un Día del Maestro…

En la escuela se sorprendieron mucho porque cada Día del Maestro, si bien era festivo se cantaban canciones alegóricas a la fecha. Sucede que Cachito y yo éramos “beatlemaníacos” y decidimos romper con la tradición. La mayoría no entendió nada, porque cantamos en inglés, pero gustó lo que hicimos. Realmente gustó mucho. La gente se sorprendió para bien, y nos felicitaron. ¡Afortunadamente!

Tuviste un desarrollo profesional vertiginoso. Incluso, con apenas 21 años, en 1986, fundaste “Síntesis”, tu primera agrupación profesional. ¿Quiénes te acompañaron en ese emprendimiento?

“Síntesis” fue algo maravilloso. Conmigo estuvieron la cantante Lidia González, Vicente Morales en el bajo, Bernardo Vázquez en la batería), Víctor Riveros guitarra y voz, Rudy Elías en el saxo alto, Gustavo Berni en el saxo tenor, y yo que era la primera guitarra. Nos presentábamos en cuanto lugar hubo y hay en Asunción.

La casualidad, digamos que fue la casualidad, te dio la oportunidad de tu primera gran gira internacional. Dicen que te impresionaste mucho cuando tuviste que actuar para, aproximadamente, 10 mil personas.

Fue en Lima, capital de Perú durante el Festival Latinoamericano CICLA. Me invitaron a integrar el trío Ñamandú, porque el arpista César Cataldo no podía viajar. Allá me fui junto a Ricardo Flecha y “Chondi” Paredes. Participar en ese evento me dio la posibilidad de intercambiar con músicos de Chile, Uruguay, Argentina, Cuba. Por ejemplo, Los Jaivas, Facundo Cabral, Leo Masliah, Vicente Feliú. Como Ñamandú se caracterizaba por enfrentarse, a través de la música, al régimen de Alfredo Stroessner, la agencia cubana Prensa Latina nos entrevistó, y aun temiendo represalias para cuando regresáramos a Paraguay, dijimos lo que sentíamos. Afortunadamente, cuando volvimos, nada nos pasó. Suponemos que como eran los últimos años de la dictadura, el régimen estaba en decadencia, y como éramos figuras públicas nos dejaron tranquilos.

rolo2¿Tuvieron temor de dar declaraciones en Lima?

Te puedo decir que lo pensamos, porque hablar mal de Stroessner e ir apresados al Departamento de Investigaciones, a la Técnica, o a la Tercera, era lo mismo, pero dijimos que la realidad de nuestro país no se podía ocultar y nos aventuramos.

¿Qué significó la caída del régimen de Alfredo Stroessner?

Lo sucedido los días 2 y 3 de febrero de 1989 permitió el fin de un emblema dictatorial, opresivo, de censura. Si bien es cierto que el sistema no cambió, como afirmo en mi canción “Polcarera de los lobos”, sí comenzó la apertura a la participación que, como se sabe, es un elemento esencial de opinión. que antes no teníamos. ¡Ni por asomo! Eso no se puede dudar. Ahora, casi 27 años después, esos sitios de opinión se han extendido a las redes sociales. Fue muy necesaria esa apertura.

Háblame un poco de “Afropolca”.

Surgió de la idea de fusionar el folclore paraguayo con elementos de la cultura africana. “Afropolca” fue un espectáculo que hice con mi agrupación y los amigos de “Kamba Kua”. Un trabajo exhaustivo de investigación antropológica y composición musical. Lo estrenamos en el mes de septiembre del año 2004, en el Centro Paraguayo Japonés (CPJ) y se grabó en vivo. Se lanzó al mercado el disco del mismo nombre en el 2005, y durante ese año organizamos una gira que nos permitió participar en el Festival de las 3 Fronteras. En esa ocasión, por ejemplo, compartimos el escenario con el gran músico argentino Jaime Torres.rolo3

Además de Licenciado en Filosofía y músico reconocido, eres docente, productor. Tienes una carrera muy pródiga, y, al mismo tiempo, reconocida. Hablar de Rolando Chaparro sería, por una parte, demasiado extenso, y por otra, redundante. Vamos a dejar a un lado tu carrera musical y concentrémonos en el Paraguay actual.

Estamos avanzando. Los jóvenes, de alguna manera, han tomado el mando, y están provocando cambios sustanciales no solo en la sociedad como tal, sino en la estructura mental de la ciudadanía. O sea, parece lo mismo pero no. Los cambios en la sociedad se producen, pero pueden ser circunstanciales, pasajeros; ahora, si el cambio es mental, es diferente, porque queda. Es algo que se mantiene. La lucha de la juventud es legítima, y produce una reivindicación legítima. Puedo asegurar que estamos protagonizando una revolución pacífica. Reitero, revolución pacífica, para que no se me mal entienda, porque el término revolución a veces se asocia a la violencia.

¿Y en el ámbito económico?

Si bien es cierto que no estamos transitando por un momento económico crítico, existen muchos peros. Tenemos un país rico, pero esa riqueza no está repartida equitativamente. Solo un sector está siendo favorecido, y es una muestra que la situación no está bien del todo, que hay algo que no está funcionando, o no la están haciendo funcionar como tiene que ser. Se debe de pensar más en cómo vive la gente del campo. Los campesinos están en su lugar, y muchas veces se olvida, nos olvidamos de que ellos existen.

Tienes 2 hijas.

Exactamente. Fabiana de 25 años y Cecilia de 15.

¿Siguen el camino de papá?

No, para nada. Fabiana estudia Psicología, y Cecilia está terminando el Colegio.

¿Y tus padres?

Mamá ya no está. Casualmente, el pasado miércoles cumplió 6 años de haber partido. Le debo y le agradezco mucho. Papá está con nosotros. Es periodista, fotógrafo jubilado, trabajó en varios diarios. Cuando quieras puedes hablar con él, tiene miles de anécdotas.

Nos despedimos con un “hasta pronto” sellado con un fuerte, y sincero, abrazo. Ese que reserva solamente para los grandes amigos. Solo restan los deseos de aguardar otro anhelado encuentro con alguien que, desde hace mucho, es parte indisoluble de la historia musical paraguaya.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s